domingo, 26 de julio de 2015

EL HIJO DE NEPTUNO || de Rick Riordan

Título Original: The Son Of Neptune 
Autor: Rick Riordan
Editorial: Montena
Traductor: Ignacio Gómez Calvo 
Encuadernación: Tapa dura
Saga: The Heroes Of Olympus #2
Páginas: 455











CONTIENE SPOILERS DEL ANTERIOR LIBRO.

¿A qué juegan los dioses del Olimpo? Gea, la madre Tierra, está despertando a un ejército de monstruos para acabar con la humanidad... y ellos se entretienen mareando a los semidioses, los únicos que pueden derrotar sus perversos planes.




Ahora han mandado a Percy al campamento Júpiter casi sin recuerdos y con la inquietante sensación de que él, el griego, es el enemigo. Por suerte, contará con el apoyo de Hazel, una chica nacida hace más de ochenta años, y de Frank, un muchacho que todavía no sabe muy bien cuáles son sus poderes (ni si los tiene).

Juntos deberán emprender una peligrosa expedición para liberar a Tánatos, el dios de la Muerte, de las garras de un gigante...







El anterior libro de la saga me gustó, pero este segundo tomo me ha encantado.

La historia comienza cuando Percy se encuentra luchando contra unas gorgonas que nunca mueren. En realidad, sí mueren, pero una vez se desintegran vuelven a aparecer.

Percy solo recuerda a una persona pues ha perdido la memoria: Annabeth.

Mientras nuestro primer narrador huye de las gorgonas se encuentra con una señora que le guía hasta un lugar llamado Campamento Júpiter con la condición de que la lleve con él.


Una vez llegan a la frontera, Percy conoce a Frank y Hazel, los que serán sus amigos y compañeros de misión.

Para entrar al Campamento de los romanos, Percy tendrá que cruzar el río Tiber; y, estas aguas, le arrebatarán la bendición de Aquiles a cambio de estar a salvo en el campamento.

Una vez dentro, los romanos no parecen estar muy satisfechos con la llegada del griego, pero paso a paso se irán amoldando a él. 

No me meteré mucho en la gran trama que tiene este libro porque quiero que vosotros mismos descubráis este mundo junto a Percy y los demás semidioses.

Como en todos los libros de esta saga y la anterior, una profecía aterra a los residentes en el campamento romano:

Tánatos, el guardián de las Puertas de la Muerte ha sido encarcelado y por eso todo el que muere vuelve a aparecer. 
Percy, junto a Frank y Hazel tendrán que emprender un viaje a Alaska para liberar a Tánatos de las garras de Alcioneo, un gigante; y mientras tanto, Gaia, diosa de la Tierra,  reúne a un ejército de gigantes para que ataquen el campamento.

¿Conseguirán nuestros semidioses liberar a Tánatos y llegar a tiempo al Campamento Júpiter para que los gigantes no lo destruyan?

Tengo que decir que el trió de este libro me gustó bastante más que el del anterior. 
  • Frank, me pareció un chico muy dulce, que a pesar de tener sus rasgos infantiles maduró muchísimo en la transición del libro.
  • Hazel fue el punto fuerte de este libro; quiero decir, me pareció que sin ella este segundo libro no hubiera tenido tanta tensión por la maldición que le rodea. 
Me gustó mucho que Riordan inculcara a estos dos personajes una maldición porque le dieron muy buena ambientación a la historia y también como se las apañó para que Percy no fuera el único punto de atención.

Al terminar este libro ya podemos hacernos una idea de como seguirá la saga, pero también podemos entender que el futuro de estos libros será bastante más oscuro y aterrador para los personajes.

Rick es un autor que sabe como conectar con el lector mediante diálogos, descripciones y sus profecías misteriosas que tanto nos hacen pensar. 
Llevaba tiempo sin leer a Percy porque en el libro anterior no aparecía, pero puedo asegurar que los dos primeros capítulos de "El Hijo de Neptuno" son de los más chistosos que habréis leído nunca.

Me gustó mucho el encuentro con un personaje que habían mencionado en un libro de la anterior saga. Hablo de Reyna, un personaje increíble que no pareció ser lo que era y que resultó ser de los mejores que Riordan haya escrito nunca.

Me encantó como el autor introdució a un personaje en la mitad del libro que sirvió para mucho y que me encantó. Hablo de Ella. Estoy seguro de que los que no habéis leído el libro no entenderéis de quién hablo, pero si lo habéis hecho estoy casi seguro de que pensáis igual que yo.

También nos volvemos a encontrar con mi personaje favorito, Nico di Angelo, pero no diré nada más.


Hay una escena muy bien rebuscada que transcurre en los almacenes de Amazon donde Percy encuentra a una persona que estaba buscando. Fue una escena de lo más intrigante que nos resolvieron al final del libro.

Como siempre otro libro de Rick Riordan que no defrauda. Cinco torres sobre cinco.








No he podido decir todo lo que me habría gustado, pero os aseguro de que una vez termine la saga hablaremos más a fondo de todos y discutiremos juntos.

Aquí os dejo una de mis citas favoritas:


-¿Os referís a las serpientes?
-Sí -contestó Iris -. Basilisco significa  <<pequeña corona>>, un bonito nombre para algo que no es precisamente bonito. Preferiría que no lo mataras. Después de todo, son seres vivos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada